Minería tiene prevista una reunión en el Municipio de Algeciras, el jueves 29 de octubre, con el Alcalde Municipal, con el propósito de realizar una presentación sobre la caracterización del potencial minero del Municipio y, en particular, un área solicitada para la explotación minera por la empresa Colombia Fortescue SAS, área que corresponde a la Siberia  que es un Parque Natural Regional  declarado por la CAM, donde nacen los ríos Neiva , Ceibas , Fortalecillas  que producen el agua de la economía agropecuaria del norte del departamento del Huila. Las solicitudes ascienden a más de 60.000 Hectáreas.

La reunión fue comunicada a última hora y pretende que la alcaldía del Algeciras de vía libre a la explotación de oro y metales preciosos -cobre- otros minerales por parte de la empresa, bajo el supuesto de aplicar los mecanismos de concurrencia, coordinación y subsidiaridad, entre la Agencia Nacional Minera y el Municipio, desconociendo en absoluto la participación de las comunidades y, específicamente, el mandato que recibió el Gobernador del Huila de cumplir con lo propuesto en su programa de gobierno de impedir el desarrollo de actividades minero energéticas en el Departamento.

Esta reunión semiclandestina, se cumple en momentos en que el Representante a la Cámara, Héctor Vergara Sierra, previo acuerdo con el Gobierno Nacional, radicó el  proyecto de ley 418 en cumplimiento de lo ordenado por la Corte Constitucional en la Sentencia SU 095 de octubre de 2018 que establece que corresponde al Congreso reglamentar el procedimiento que debe ser adoptado de manera concurrente y coordinada  por las autoridades nacionales y territoriales sobre la explotación de los recursos naturales no renovables del subsuelo cuyo propósito es frenar las Consultas Populares y Acuerdos Municipales mediante los cuales se venían prohibiendo las actividades minero energéticas (minería a gran escala, explotación de hidrocarburos, represas,  en las localidades municipales.

Sin ser previamente aprobado el Proyecto de Ley por el Congreso, que limita la participación política de la comunidad, la Agencia Minera actúa asumiendo como un hecho que basta con lograr un acuerdo con el Alcalde de Algeciras, bajo la figura de los PPAA (Proceso Permanente de Asignación de Areas), mediante la cual se pueden comprar bloques ya asignados y que cuentan con avances en términos de Licenciamiento Ambiental, lo que implica autorizar la invasión directa de transnacionales a los territorios, como el caso de la empresa COLOMBIA FORTESCUE SAS, sin importar la destrucción de la rica biodiversiodad natural y la afectación directa a las poblaciones que residen en la Zona.

Preocupa igualmente que sea precisamente el Municipio de Algeciras el escogido para la explotación minera, después de haberse registrado el asesinato de líderes sociales que defienden el territorio.

El gobernador del Huila, debe rechazar el atentado contra nuestras poblaciones y hacer valer el mandato que recibió de impedir el desarrollo de megaproyectos minero energéticos en nuestra región.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat