Ocurrió en el templo parroquial de La Valvanera en Pitalito – Huila. Desadaptados profanaron el sagrario sacaron el copón y derramaron las ostias consagradas sobre el implementó dispuesto para que los feligreses desinfecten sus pies.

El sacrilegio ocurrió la madrugada de este domingo 13 de diciembre de 2020, según cámaras de seguridad a las 1:35 am.

«Esto es muy duro, es un dolor muy grande que uno siente como sacerdote. Mucha tristeza. Les pido nos acompañen en la oración pidiendo por la conversión de las personas que hacen tales actos: personales Señor, porque no saben lo que hacen», manifestó el padre Samuel Chávarro sacerdote de la parroquia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *