Esta medida tiene como objetivo reducir el déficit que acumula el Fondo de Estabilización de Precios de los Combustibles.

A partir del martes 1.º de noviembre subirán los precios de la gasolina en Colombia, debido a que el Ministerio de Minas autorizó un alza promedio de $9.579 por galón de gasolina.

En ese sentido, el valor de la gasolina aumentará $200. Cabe mencionar que el pasado 1.º de octubre la gasolina también tuvo un aumento por dicha cantidad y que tiene como propósito reducir el déficit que acumula el Fondo de Estabilización de Precios de los Combustibles (FEPC), que según el Gobierno nacional, es de 40 billones anuales.

Asimismo, la decisión tomada por el Gobierno nacional radica en que el FEPC no podrá subsidiar el precio del combustible en el futuro, razón por la cual el valor seguirá aumenta paulatinamente, donde se espera que para decir diciembre aumente otros $200.

En ese orden de ideas, en ciudades como Bogotá, cuyo precio de referencia para venta al público se encuentra en $9.723, pasaría en noviembre a $9.923. En Cali pasaría de $9.762 a $9.962; en Medellín de $9.664 a $9.864; en Tunja de $9.857 a $10.057; y en Villavicencio de $9.823 a $10.023.

Precios de la gasolina en otras ciudades de Colombia

  • Manizales de $9.716 a $9.916.
  • Pereira de $9.707 a $9.907.
  • Ibagué de $9.672 a $9.872.
  • Montería de $9.618 a $9.818.
  • Barranquilla de $9.408 a $9.608.
  • Bucaramanga de $9.477 a $9.677.
  • Cartagena de $9.368 a $9.568.
  • Pasto de $8.222 a $8.422.
  • Cúcuta de $7.776 a $7.976.

Por otra parte, el precio del ACPM no fue modificado. Asimismo, el precio del diésel se mantendrá estable contando con los precios de referencia mencionados con anterioridad, es decir, que pasa de $9.018 a $9.011 por galón.

Es de mencionar que pese a este nuevo ajuste, Colombia sigue teniendo uno de los precios de la gasolina y de diésel más baratos de Latinoamérica, debido a las operaciones del FEPC.

Finalmente, se espera que en 2023 la gasolina siga subiendo, debido a que en enero de cada año los precios de los combustibles deben incorporar la actualización de los rubros de tarifas de transporte por poliductos, transporte terrestre y tarifa de marcación, ajuste que se hace de acuerdo con el dato de inflación y meta de inflación del Banco de la República para 2023.

Comité de Regla Fiscal insistió al Gobierno: “La continuidad de la exploración y explotación de petróleo es necesaria”

La exploración y explotación petrolera es quizás uno de los temas que más genera incertidumbre desde la llegada de Gustavo Petro a la Presidencia de Colombia. Mientras la ministra de Minas y Energía, Irene Vélez, afirma que no se firmarán nuevos contratos, expertos insisten en su importancia para la economía del país, todavía más cuando la cuestión es brindar confianza a los inversionistas.

Este 31 de octubre, el Comité Autónomo de la Regla Fiscal (Carf), creado para hacer seguimiento a la regla fiscal y de garantizar la sostenibilidad financiera del Estado, dio cuenta de la necesidad de explotación de hidrocarburos en la economía colombiana.

“La continuidad de la política de exploración y explotación de petróleo y gas en el país es necesaria dada la importancia de estos recursos para la sostenibilidad de las finanzas públicas y la dificultad de reemplazarlos en el corto plazo”, sostuvo el Carf mediante un pronunciamiento escrito.

El Carf aseguró que “los ingresos derivados de la exploración y explotación de hidrocarburos son determinantes para la estabilidad fiscal y la balanza de pagos de Colombia”. Y explicó por qué: son la principal fuente de oferta de divisas, cerca del 40 % de las exportaciones y del 20 % de la inversión extranjera directa. Además, representan entre el 10 y 20 % de los ingresos del Gobierno nacional.

A propósito de las divisas, lo que dicen algunos expertos consultados por SEMANA es que la cotización del dólar en Colombia, que cerró mes en $4.938, ha obedecido a las dudas que generan la exploración y explotación petrolera, sobre todo en cuanto a los nuevos contratos, además de la desaceleración económica global y la amenaza de recesión.

“Esto hace que la sostenibilidad del sector sea clave para asegurar los recursos del Gobierno nacional y las regiones”, insistió el Carf.

El Carf no criticó la política de transición energética de Gustavo Petro, pero sí pidió ser responsable en adelantar en los lapsos que correspondan. “Es importante que tengan en cuenta de manera clara y creíble la capacidad de la economía y del Gobierno de reemplazar dichos recursos de forma permanente y en los plazos que ello requiera”, sustentó.

About Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *