Los uniformados podrían tener alguna responsabilidad por la muerte en custodia del presunto abusador sexual de la adolescente Hilary Castro, en el norte de Bogotá

En medio de la investigación por la muerte violenta el pasado domingo 7 de noviembre de Juan Pablo González, capturado por ser el presunto abusador de la joven Hilary Castro en una estación de TransMilenio y aparentemente golpeado hasta morir en la URI de Puente Aranda, la Policía Metropolitana de Bogotá anunció que cinco uniformados fueron suspendidos provisionalmente de su cargo y abrió casos disciplinarios en su contra.

About Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *