Más de 3.500 metros lineales de cable del alumbrado público habrían sido hurtados en diferentes zonas de Neiva, afectando la prestación del servicio. Así lo denunció la Empresa de Servicios de Iluminación Pública y Desarrollos Tecnológicos de Neiva, ESIP, encargada de operar, modernizar y mantener el alumbrado del Municipio.

En la Avenida La Toma sustrajeron 250 metros de cable en dos tramos diferentes, el primero que va desde la carrera séptima hasta la carrera quinta y el segundo inicia en la carrera novena y finaliza en la calle 15. Otros 300 metros en la calle séptima hasta Avenida Circunvalar, 800 metros en el intercambiador vial de la Universidad Surcolombiana, por nombrar algunos hechos.

Ante la recurrencia, el gerente de la ESIP, Alex Mauricio González, se declaró preocupado, ya que esto también afecta la seguridad de los transeúntes y habitantes de la zona, además, de que atenta contra el avance del proyecto de alumbrado, el cual busca instalar y cambiar 41.456 lámparas led en las zonas urbana y rural de Neiva.

En muchos de los casos para ejecutar los robos ha sido necesario la ruptura de las cajas o tapas, lo que genera retrasos o intermitencias en la energización de dichos sectores. En otras ocasiones se han presentado cortes de energía para que no llegue el flujo de energía al sistema.

 “Realizamos un llamado a la comunidad para que nos apoyen en el cuidado de estos elementos que se encuentran al servicio de todos los neivanos, si ven personal extraño interviniendo la red por favor los denuncien o nos informen, especialmente ahora con la instalación de la iluminación navideña”, enfatizó el Gerente de ESIP.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat