Cerca de 500 mil abejas fueron aniquiladas por envenenamiento masivo de colmenas en la vereda Las Brisas del municipio de Iquira.

Las pérdidas económicas superan los 14 millones de pesos, mientras que los daños ecológicos son irreparables.

Frente a esta situación, la Asociación Agroecológica de Apicultores de Iquira hizo el llamado a los productores del campo a no utilizar ese tipo de químicos en periodos de floración.

El daño fue tal que la miel que está a punto de ser cosechada deberá desecharse, lo mismo que los cajones, la cera estampada, y todos los materiales que tuvieron contacto con las abejas envenenadas.

Así mismo el daño ecológico es mayúsculo, pues son cerca de 500 mil abejas que no estarán para desarrollar procesos de polinización.

Dilberto Trujillo Secretario de Agricultura del Huila frente al caso indicó “el reporte de la mortandad será analizado a través del Ica, según información preliminar la situación se relaciona al uso excesivo de insecticidas en cultivos de lulo en la zona”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat