La Procuraduría General de la Nación sancionó con destitución e inhabilidad de 15 años al exjefe de la Oficina Administrativa y Financiera de la Personería de Neiva, Pedro María Camero Cantillo (2013-2015), por la apropiación irregular de $207 millones de la entidad.

En fallo de primera instancia, la Procuraduría Provincial de Neiva estableció que entre 2013 y 2015 el exfuncionario realizó un total de 44 transferencias electrónicas, desde la cuenta de la personería a su cuenta privada y a la de otra persona, para lo cual utilizó la clave de seguridad que le fue asignada para el ejercicio de su cargo.

El Ministerio Público determinó que en 2013 Camero Cantillo realizó 10 giros a su cuenta personal por $24.570.000; en 2014 efectuó 15 transferencias por $40.061.000, y en 2015 se identificaron 19 transacciones por $143.166.000, 17 de ellas con destino a su cuenta y las restantes a la de un tercero.

Para la Procuraduría la conducta cometida por el investigado afectó el correcto y normal funcionamiento de la administración pública, con lo que vulneró los principios de buena fe, transparencia, moralidad y economía que debía observar en el ejercicio de su cargo.

Por ese hecho, el Ministerio Público calificó la conducta cometida por Camero Cantillo como una falta gravísima cometida a título de dolo.

[DISPLAY_ULTIMATE_PLUS]
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir el chat